miércoles, junio 12, 2024

En defensa de la libertad, la vida y la familia

publicidad

Pordría interesarte...

Comunicado de Ordo Iuris, Instituto para la Cultura Jurídica

Como cada año, en Cuaresma, los centros hostiles al cristianismo han lanzado un ataque contra la fe y las autoridades morales. Una vez más, el editor de un importante periódico y la mayor cadena de televisión extranjera se han unido, lanzando un ataque sin precedentes contra el honor y la autoridad de San Juan Pablo II, utilizando escandalosas manipulaciones. El ataque a las libertades civiles, a la libertad de conciencia, a la vida y a la dignidad humana, y a la soberanía de nuestros Estados, restringida por organizaciones supranacionales, por una parte, y por otra parte, por la política ilegal están cobrando fuerza.

Sin embargo, hemos de reseñar algunos logros en las acciones contra esta difamación. En los 3 primeros meses del año, nuestros materiales y declaraciones fueron citados más de 500 veces por diversos medios de comunicación. Hemos elaborado 11 análisis y 14 dictámenes y posiciones jurídicas del Instituto. Publicamos 3 proyectos de ley e hipótesis preliminares a otras 3 leyes. Recibimos 139 solicitudes de asistencia jurídica durante este periodo.

Incluimos algunos de los casos más importantes que asumimos en este trimestre particular.

Actuamos en defensa de la verdad y el buen nombre de San Juan Pablo II con un recurso que ya han firmado más de 65.000 personas en Polonia. Nuestra universidad, Collegium Intermarium, emitió su declaración al respecto. Apoyamos a los organizadores de las marchas y manifestaciones organizadas en toda Polonia en defensa del Papa. Desenmascaramos sistemáticamente las manipulaciones en las publicaciones que difamaban a Juan Pablo II.

Continuamos con las demandas iniciadas anteriormente en defensa del Buen Nombre de San Juan Pablo II contra, entre otros, figuras como el eurodiputado Robert Biedron, que ahora pide la “prohibición de la confesión de menores”. Reproducimos un comentario jurídico en el que se advierte de que incurriría en una violación flagrante de la libertad religiosa garantizada constitucionalmente y de los derechos de los padres.

Violaciones de la libertad durante la pandemia

Debido a las violaciones de la libertad durante el brote de Covid-19, hemos redactado un proyecto de ley para aplicar la garantía constitucional de la libertad de conciencia. Hay propuestas para garantizar el derecho a la atención pastoral de un capellán de hospital y soluciones que impidan el cierre precipitado de iglesias en el futuro.

Hemos decidido proporcionar a todos los creyentes en Polonia una herramienta para defender sus derechos. Hemos preparado el Vademecum católico, un portal en línea con asesoramiento jurídico para cualquier creyente cuyos derechos estén siendo vulnerados. Se puede encontrar, entre otras cosas, una serie de guías para presenciar ataques a símbolos religiosos y lugares de culto, asesorar en materia de libertad de conciencia y religiosa en el lugar de trabajo, y cuestiones de patria potestad y libertad de conciencia sobre sus derechos en el sistema educativo.

En marzo, nuestros abogados ayudaron a lograr la primera condena por complicidad ilegal en un aborto de una celebridad del Abortion Dream Team, que se jactaba públicamente de distribuir píldoras abortivas no permitidas en Polonia. Un tribunal de Varsovia condenó al abortista a ocho meses de restricción de libertad.

En enero obtuvimos otra sentencia, la quinta del Tribunal Supremo, que confirmaba que los defensores provida tienen derecho a mostrar la verdadera cara del aborto en sus piquetes y manifestaciones. Como resultado, sucesivos tribunales inferiores han absuelto a los provida, citando la ya consolidada línea jurisprudencial del Tribunal Supremo.

Seguimos luchando contra la ofensiva de la ideología de género. En respuesta al proyecto de Política Educativa de la Ciudad de Poznań 2030, que hace referencia a los supuestos de la teoría de género a la hora de determinar las prioridades estratégicas del sistema educativo de Poznań, hemos preparado un análisis jurídico para los concejales de la ciudad de Poznań y el gobernador de la provincia de Poznań, solicitando que se bloquee esta iniciativa.

También hemos revelado las conclusiones de la Cumbre de Educación de la ONU, sobre el concepto de “educación transformadora de género”, es decir, educación sexual, rechazando completamente la división entre mujeres y hombres, que debe ser implementada en niños a la edad de… 2 años.

El Convenio de Estambul es el único acto de derecho internacional vinculante para Polonia que contiene referencias al concepto de “género” negando hechos biológicos evidentes. Seguimos presionando a las autoridades polacas para que lo denuncien. El Tribunal Constitucional va a estudiar una petición de revisión de la compatibilidad del Convenio de Estambul con la Constitución polaca. Gracias a nuestra implicación, el Prof. Eugene Kontorovich -abogado estadounidense-israelí especializado en derecho constitucional e internacional, cuyos argumentos jurídicos contribuyeron a que Israel rechazara el Convenio de Estambul- acaba de enviarle un dictamen de “amigo del tribunal”. También hemos facilitado previamente al Tribunal la opinión de Ordo Iuris.

Convenio de Estambul

Al mismo tiempo, estamos siguiendo las acciones emprendidas en la Unión Europea, cuyos funcionarios quieren adoptar el Convenio de Estambul de arriba abajo en nombre de toda la Unión, imponiéndolo así a todos los Estados miembros. Nuestro memorándum sobre esta cuestión se ha remitido a los miembros del Parlamento Europeo.

La Comisión Europea ha redactado un reglamento que hace obligatorio el reconocimiento mutuo de las decisiones de filiación por parte de los Estados de la UE. Si se aprueba el reglamento, los Estados miembros estarán obligados a reconocer que los padres de un niño pueden ser del mismo sexo. Hemos preparado un análisis del proyecto para la Comisión Europea y el gobierno polaco, en el que afirmamos que el reglamento propuesto constituye una violación de los tratados de la UE y una extralimitación de las competencias conferidas a la Comisión, y subrayamos que este peligroso proyecto es un paso importante para imponer a los Estados la aceptación tanto de los “matrimonios homosexuales” como de las adopciones por parejas del mismo sexo.

La Organización Mundial de la Salud prosigue sus trabajos sobre el llamado tratado antipandémico. En marzo, Ordo Iuris participó en una reunión del Grupo Parlamentario, en la que presentamos un análisis del proyecto de tratado antipandémico de la OMS adoptado en febrero y señalamos los riesgos y dudas relacionados con su aplicación. También preparamos un análisis de la Estrategia Sanitaria Mundial adoptada por la Comisión Europea. También en este documento se habla de la necesidad de un “liderazgo mundial” en materia de salud, señalando precisamente a la Organización Mundial de la Salud como líder mundial en este ámbito. La estrategia también se refiere a la necesidad de acceso al aborto en toda la UE y menciona la implantación de una “educación transformadora de género”.

En enero, la Gran Sala del Tribunal Europeo de Derechos Humanos de Estrasburgo anunció su sentencia en el sonado caso Fedotova contra Rusia, en el que los jueces del TEDH sostuvieron que los Estados del Consejo de Europa tienen la obligación de “reconocer y proteger legalmente las relaciones entre personas del mismo sexo”. En nuestro análisis de la sentencia del TEDH, advertimos que la sentencia podría afectar a todos los Estados europeos, que ninguna disposición del Convenio Europeo de Derechos Humanos contiene una sola palabra sobre la obligación de institucionalizar las relaciones entre personas del mismo sexo, y que el artículo 12 del TEDH habla del “derecho del hombre y la mujer a contraer matrimonio”.

Hemos preparado un análisis jurídico que muestra cómo los órganos del Consejo de Europa, la Unión Europea y las Naciones Unidas están creando nuevos “derechos humanos” que nunca han sido consagrados en ellos y que los Estados nunca han aceptado explícitamente. En el análisis, mostramos qué pueden hacer las autoridades de los Estados miembros para impedir que se les imponga una nueva interpretación de los “derechos humanos”.

Nuestra eficacia en la escena internacional ya está siendo reconocida incluso por gigantes mundiales como ILGA (Asociación Internacional de Lesbianas y Gays), que agrupa a más de 600 organizaciones de 90 países, Planned Parenthood, que gestiona cientos de clínicas abortistas, y el Centro de Derechos Reproductivos, que lleva 30 años detrás del movimiento abortista mundial. Representantes de estas organizaciones se unieron en su lucha contra el Instituto Ordo Iuris y enviaron una carta a miembros de la Comisión Europea pidiendo el bloqueo de la participación de Ordo Iuris en las reuniones de los comités que supervisan el desembolso de fondos de la UE en Polonia, afirmando que nuestra defensa de la vida y la familia es una acción “directamente contraria a los valores de la UE”. Repelimos este ataque.

A principios de año, tuvimos que intervenir en lo que hasta hace poco parecía pura ciencia ficción. Después de que los medios de comunicación de todo el mundo difundieran una visualización de una fábrica que produce seres humanos en úteros artificiales, se presentó en el Parlamento ucraniano un proyecto de ley que prevé la realización de esta aterradora visión futurista. Nuestros amigos ucranianos nos informaron del caso. Resultó que los políticos del partido gobernante en Ucrania que presentaron el proyecto de ley al parlamento argumentaron que la aprobación del proyecto de ley era una condición para la adhesión de Ucrania a la Unión Europea. Por ello, a petición de nuestros socios, elaboramos un dictamen jurídico en el que demostramos que ninguna disposición de la legislación de la UE impone la obligación de legalizar la maternidad subrogada o la ectogénesis. Tampoco existe una base jurídica de la que se derive una obligación para los Estados miembros de legalizar la maternidad subrogada o la ectogénesis en cualquiera de sus formas.

La lucha por defender la dignidad humana, la vida, la familia y la libertad continúa. Defiéndelos.

Si quieres puedes invitarnos a un café y así ayudarnos a mantener el periódico aquí:

Últimos artículos

publicidad