viernes, junio 21, 2024

El gobierno de Gerona apoya a una funcionaria denunciada por lucir un pin independentista en su trabajo

publicidad

Pordría interesarte...

A pesar de vulnerar claramente la neutralidad institucional

La dictadura independentista en toda regla. La Delegación territorial del Govern en Gerona ha rechazado la petición de una vecina que elevó una queja por vulneración de la neutralidad institucional al ser atendida en esas mismas dependencias por una funcionara que lucía un símbolo independentista en su vestimenta. En el escrito, al que ha tenido acceso THE OBJECTIVE , la delegación gerundense considera que forma parte de la «libertad de expresión» de la empleada y que, en ningún caso, su «imparcialidad y objetividad» ha «quedado comprometida por el hecho de lucir un símbolo político en la ropa».

Los hechos ocurrieron allá por el mes de febrero pero ha sido ahora cuando el área de Buen Gobierno y la secretaría de Administración y Función Pública se han pronunciado de manera tan lamentable.

 «La Administración de la Generalitat de Cataluña puede regular el uso del espacio público y de las dependencias administrativas, pero no el ejercicio del derecho de la libertad de expresión de sus empleados, que es un derecho fundamental amparado por la reserva de ley orgánica, que solo puede limitarse en los casos establecidos legalmente, de modo que cualquier limitación en el ejercicio de este derecho debe interpretarse de forma restrictiva a favor de su ejercicio», ha sido su respuesta.

«Así, el personal al servicio de la Administración (…) tiene derecho a la libertad de expresión con el límite de no poner en juego la neutralidad y la imparcialidad de la Administración. No puede afirmarse que, a todos los efectos, la neutralidad y objetividad del empleado público en el ejercicio de sus funciones haya podido quedar comprometida por lucir un símbolo político en la ropa», continuaron explicando.

Casualmente, sí se ha retirado toda simbología partidista en la delegación territorial de Gerona, pero no se les exige a sus funcionarios el mismo criterio. Realmente vergonzoso.

La funcionaria lucía una chapa de la bandera negra independentista. Esta insignia fue creada por la Fundación Reeixida con motivo del Tricentenario  que celebró el Gobierno de Artur Mas en 2014, en pleno auge del procés independentista, para reivindicar los 300 años del 11 de septiembre de 1714, como bien ha publicado el diario THE OBJECTIVE.

Si quieres puedes invitarnos a un café y así ayudarnos a mantener el periódico aquí:

Últimos artículos

publicidad